La mediación es un  método alternativo de resolución de conflictos en ámbitos como el familiar, el civil o el mercantil. que se realiza a través de un profesional independiente que es el mediador, evitando así tener que recurrir a las instancias judiciales. Es un proceso voluntario y tiene la misma validez ejecutiva que una sentencia judicial ya que los acuerdos se pueden elevar a documento público en la Notaría o ser refrendados por un Juez. Este sistema logra que el acuerdo sea satisfactorio para todas las partes ya que no hay vencedores ni vencidos, ahorrando tiempo y dinero en el proceso.